fbpx

Tips para ahorrar en regalos

Hay quienes dicen que los regalos de Navidad se compran en julio, y no parece ser una idea tan descabellada. No solo vamos a evitar los sobreprecios típicos de la época de mayor venta, sino que también ganamos tiempo al no tener que lidiar con filas interminables en jugueterías y negocios varios.

Para poder comprar los regalos cuando te conviene y no cuando lo dicta la fecha, primero vas a hacer un calendario de cumpleaños, aniversarios y cualquier otra ocasión en la que ya sepas que vas a necesitar un regalo (graduación, mudanza, etc.) Vas a escribir mes a mes quiénes cumplen años y qué día, y podés agregar también cuánto pensás gastar en ese regalo (no es lo mismo comprar para un sobrino que para un compañero de oficina con el que no tenemos mucho trato pero, casi por obligación, debemos regalarle algo) Podés tomarte unos días para esto, o vas agregando nombres y fechas a medida que las recordás.

Una vez que tenés el calendario completo, pasás a otra hoja y anotás nombre, fecha y posible regalo. Tratá de que ese posible regalo no exceda el presupuesto que vos misma asignaste. Por ejemplo, yo pondría «6 de agosto, Florencia, algo de emojis, $ 400» Es una compañerita de mi hija a la que le gustan mucho los emojis y ya sé cuándo cumple años. Después «12 de noviembre, Romina, rodillos para repostería, $ 800» Es mi hermana, que ya vi lo que le quiero regalar. Y así con todos.

¿Cuál es la finalidad de todo esto? Que al bajar al papel las fechas y los regalos, tenés un panorama de qué vas a tener que comprar y para cuándo. Si un día te encontrás con una liquidación post Día del Niño y conseguís por 200 pesos un juego que normalmente saldría 500, vas a poder hacer un regalo de más valor que no que podrías comprar con tu presupuesto. ¿Se entiende? Te doy un ejemplo: hace unos años en Carrefour liquidaban muñecas Barbie (juro que eran Barbies originales) Salía 100 pesos cada muñeca y por el Día del Niño había 2 x 1 en juguetes. Compré 2 Barbies y pagué a razón de 50 pesos cada muñeca. ¿Qué otro regalo bueno podía hacer por 50 pesos? Ninguno. Y sin embargo pude regalar algo de más valor pagándolo mucho menos (y nadie se enteró el precio que yo conseguí) Lo importante no es gastar un montón de plata, eso no es sinónimo de hacer un buen regalo. Vale más pensar en algo que a la persona que lo recibe realmente le guste, y si tenés la posibilidad de pagarlo menos, mucho mejor.

Si querés ordenar tus gastos en regalos, que suelen llevarse una parte importante del presupuesto si se juntan varios en un mismo mes, solo tenés que completar el calendario y empezar a pensar posibles obsequios. Una vez que tenés la lista hecha, la guardás en la billetera para tenerla siempre con vos, y cuando ves una buena liquidación (40-50% menos, como mínimo) te fijás si algo coincide con lo que planificaste. Posiblemente hasta empieces a ver mejores regalos de lo que planeaste y por un mejor precio, ¡significa que estás pensando de la manera correcta! Aprovechá sobre todo los finales de temporada, 2 x 1 o 3 x 2 de Día del Niño, Navidad, etc. Fijate siempre en el precio original, que no esté «inflado» y el descuento realmente sea tal. Si pasa todos los filtros y tenés un súper buen precio ¡adelante! A disfrutar y comprar sin culpas para alguien que querés.

¿Cómo te organizás ahora con los regalos? ¿Tenés un plan o comprás a último momento y terminás gastando de más? ¡Seguí mis tips y empezá a ahorrar! 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *